Buscar este blog

jueves, 6 de marzo de 2014

De un extremo al otro: Los ciudadanos suecos quieren pagar más impuestos, mientras que en España más de 253.000 millones de euros escapan al control del fisco.


¿Serán estas las diferencias entre el Norte y el Sur?

He leído esta mañana dos noticias totalmente contradictorias: mientras que en Suecia sus ciudadanos quieren pagar más impuestos, en España la corrupción y el fraude hace que más de 253.000 millones de euros escapen al control del fisco.

Que cosas tan contradictorias en países de la Unión Europea.


Sucede que los ciudadanos suecos “….quieren más impuestos. Al revés que casi en cualquier otro país, los suecos están dispuestos a pagar más para que sus servicios públicos mejoren, ya que han notado un deterioro de los mismos tras las últimas rebajas de impuestos del Gobierno”.



“El fraude fiscal es el agujero negro de nuestra economía. Más allá de los datos económicos y las medidas de los distintos Gobiernos en materia impositiva para que contribuya a la riqueza real, hay un grave problema cuya solución es más compleja y aún está pendiente de resolver: la moral de los ciudadanos, una causa intrínseca de que la lucha contra la circulación de dinero negro sea tan ineficaz”.

Yo me pregunto, ¿Somos tan diferentes los ciudadanos suecos y los españoles? ¿Somos tan diferentes?


A mí me gustaría saber cuántos casos de corrupción política existen en Suecia. ¿Hay algún político en Suecia imputado en casos de corrupción que siga en la política? ¿Está la familia real sueca inmersa en casos de corrupción?

La diferencia entre los ciudadanos suecos y españoles, ¿No será que los ciudadanos suecos confían plenamente en la honradez de sus dirigentes, mientras que los ciudadanos españoles no confían en ellos?

¿Tendremos que empezar por depurar la honradez de la clase política?

Si Vds. pertenecieran a una comunidad de vecinos ¿Entregarían su dinero a unos gestores que  les roban?

¿Qué piensan Vds. de todo esto?

Un saludo cordial para todos.

Gregorio Labatut Serer

 

 




 
,

4 comentarios:

  1. Pienso, Gregorio, que has dado en el clavo.
    No obstante, ¿No son los políticos parte de la sociedad?. Lo cual nos lleva al tema inicial de la "moral de la sociedad", en su conjunto.
    Políticos y resto de la ciudadanía compartimos una moral. Los ciudadanos elegimos a los políticos con una determinada moral social y esos políticos, cómo parte de esa sociedad, comparten sus valores morales.
    Lo que para muchos suecos puede parecer inconcebible e inaceptable, corrupción y engaño al fisco, una parte no despreciable de nuestra sociedad hispana piensa en ocasiones, en cambio, que "el que venga detrás que arree", no asumiendo su responsabilidad como "parte integrante de esa sociedad" y de que "nuestros actos como parte de un colectivo afectan al colectivo en su conjunto".
    En definitiva, considero que la corrupción y el engaño fiscal son el resultado de una educación que prima el engaño "individualista y egoista", frente a una conciencia de la solidaridad como miembros de una sociedad.
    Un saludo cordial y gracias por tus contribuciones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que estamos ante una pescadilla de las que se muerden la cola...la picaresca forma parte de nuestros genes como sociedad y sin un gran cambio cultural, que comenzaría por una educación adecuada que deben implantar a quienes no les conviene (volvemos a la pescadilla...)...Y así.

      Eliminar
  2. Totalmente de acuerdo con Manrique.
    Un saludo.
    Gregorio

    ResponderEliminar
  3. Through this great article i found some interesting and important news you shared. And i appreciate that you dare to raised such sensitive topic here. Keep it up.

    Thanks
    Jose Manuel
    http://www.arnaizasesores.es

    ResponderEliminar

ADEIT OFRECE FINANCIACIÓN PARA LA REALIZACIÓN DE POSTGRADOS.


La disponibilidad económica no debe ser un obstáculo para acceder a la formación de postgrado. Con este objetivo, la Fundación Universidad-Empresa de la Universitat de València ha llegado a un acuerdo con diferentes entidades bancarias para facilitar la realización de másteres y diplomas propios de la Universitat y que son gestionados desde ADEIT.